27 septiembre 2018

Las nuevas tecnologías han abierto infinitas posibilidades a la industria del turismo

  • La industria turística es una de las que presentan mayor crecimiento a nivel mundial
  • La Organización Mundial de las Naciones Unidas declaró en 1980 que el 27 de Septiembre sería el Día Mundial del Turismo. Frente a esto celebramos que es una industria en constante crecimiento y que se ha permitido innovar de la mano de las nuevas tecnologías.

El turismo internacional registró un aumento del 7% en 2017, alcanzando un total de 1.322 millones, según el último Barómetro OMT del Turismo Mundial. Las llegadas de turistas internacionales en Europa alcanzaron los 671 millones en 2017, registrándose un notable crecimiento del 8%. La región de Asia y el Pacífico (+6%) contabilizó 324 millones de llegadas de turistas internacionales en 2017. Las Américas (+3%) recibieron 207 millones de llegadas de turistas internacionales en 2017 donde Sudamérica (+7%) encabezó el crecimiento, seguida de Centroamérica y el Caribe (ambas +4%) y por último Norteamérica (+2%).
¿Cómo viajábamos antes de Internet?
Es indudable como Internet ha traído nuevas tendencias y nuevas formas de hacer las cosas desde su llegada. A cada año, la innovación digital avanza a pasos agigantados, muchas veces facilitando procesos, acercando distancias y mejorando las experiencias.

Para viajar, antes de poder usar la computadora o el celular, experiencias como “armar” un viaje eran completamente diferentes a cómo se realizan hoy en día:

  • La agencia de viajes era la aliada a la que uno se acercaba a revisar catálogos y folletos publicitarios llenos de fotos para visualizar lo mejor posible el destino o el hotel.
  • La guía, el mapa que no todos sabían leer: rutas, caminos alternativos, paseos y las infaltables indicaciones de los lugareños o la oficina de informaciones turísticas del destino, en donde nos dibujaban con lapicera todos los lugares interesantes por conocer.
  • Comunicarse: avisar que llegamos era una tarea obligada al llegar a destino. Locutorios, teléfonos públicos, y los fijos que nos pudieran prestar eran los medios de comunicación para decir: ¡llegamos bien!
  • El registro de la aventura: los rollos fotográficos costaban caros y revelar las fotos aún más. Pensar minuciosamente en cada click y tener que esperar para ver cómo salió la foto. Sólo ahí, podíamos compartir con los demás las sonrisas, los lugares y las experiencias vividas.
  • Súper informados: las actividades se planean pensando en dos opciones siempre, por si llovía. Nada de poder buscarlo en Internet para saber el pronóstico de la próxima semana. Y claro, el mundo no para mientras viajamos, pero las noticias estaban impresas en los diarios, o en los noticieros, no en un click.
¿Cómo viajamos hoy?
Internet y los dispositivos móviles le han dado a la industria turística la posibilidad de innovar, aplicaciones y gadgets en pos de la experiencia del turista nutrida por millones de datos (Big data) y la inteligencia artificial al servicio de la industria turística, dan cuenta de la importancia de las herramientas digitales para el antes, durante y después del viaje.
  • Aplicaciones de viajes: existen en el mercado muchas aplicaciones que acompañan al viajero desde la búsqueda hasta la finalización del viaje. KAYAK busca en otras páginas y muestra sus ofertas de manera clara e intuitiva para que sea fácil comparar y filtrar los resultados de diversos sitios de la web.
  • Asistente virtuales ¡los nuevos aliados!: las agencias de viajes fueron reemplazadas por aplicaciones que permiten a sus usuarios gestionar de manera completa y a través de un dispositivo móvil la totalidad del viaje. Trips es una herramienta de KAYAK que reúne en un mismo lugar los pasajes, números de asientos, número de confirmación, dirección del hotel y otros datos relevantes del viaje que el usuario va a emprender. Permite acceder al minuto a minuto del tránsito del viaje, teniendo la certeza de que la información es exacta porque se conecta con la web de los otros proveedores. De esta manera la información fluye y eso le da confianza al viajero, además de facilitarle el viaje, ya que no tiene que revisar pantallas en los aeropuertos o consultar diferentes canales de comunicación.
  • ¡Compartir la experiencia!: dispositivos móviles (tablets o Smartphones) son los grandes compañeros de aventura, nos permiten estar conectados con la familia, realizar búsquedas rápidas de información que requerimos, compartir nuestra experiencia en tiempo real a través de las redes sociales y ofrecen un sin número de beneficios al mantenernos conectados.
  • Maletas conectadas: el equipaje del futuro, que no se pierde, hace check in solo, se conecta al GPS del Smartphone y avisa dónde están o si alguien las ha abierto.