22 diciembre 2016

Impacto positivo en las empresas mexicanas gracias a iniciativas de Transformación Digital, de acuerdo con BMC México

 

BMC de México detecta tres tendencias que marcarán las prioridades de la transformación digital en 2017: Transformación digital planeada, Sistemas orientados a Big Data y Seguridad


BMC, el líder global en soluciones de TI para las empresas digitales, señaló que las compañías mexicanas reflejan un impacto positivo en su rentabilidad gracias a la implementación de iniciativas relacionadas con la transformación digital.

Actualmente, los clientes no piensan en el uso de la tecnología por sí sola, sino que están interesados en la implementación de soluciones que les ayuden a sus empleados a solventar los requerimientos de negocio que enfrentan. Su interés se centra en el desempeño y la disponibilidad de los servicios contratados, no simplemente en los componentes tecnológicos que dan soporte a esos servicios.

Y es que en la era digital, la nueva realidad indica que hay una mayor expectativa del cliente sobre los servicios digitales y móviles ofrecidos por las compañías, así que deben estar disponibles en todo momento y en todo lugar.

“Las organizaciones -sin importar el sector- deben ver el mundo a través de los  ojos del cliente, desde una perspectiva tecnológica e intercambio de información basada en un mundo digital, por lo que deben integrar sus redes y sistemas con la infraestructura de back-end, apps y componentes que respaldan sus servicios para lograr ser competitivos, ubicando que los departamentos de TI se mueven hacia ambientes centralizados, virtualizados y altamente automatizados. La infraestructura debe ser elástica y moderna, motivar a los empleados para retener talento mientras se usa a la innovación de alta velocidad. Lo que vimos en los últimos 50 años, va a pasar en los siguientes 3 años en cuanto a innovación y avance tecnológico”, señaló Ricardo Wolff, Director General de BMC México.

Para Javier Leyva, director de Preventa para México y la Región Norte de Latinoamérica de BMC,  llegar al cliente tiene dos ritmos de velocidad. Un primer momentum donde se debe analizar los datos (Big Data) para conocer qué desea el usuario final consumir y, una segunda, que es la capacidad de respuesta de la empresa para producir o entregar lo que acaba de detectar como oportunidad, antes que su competencia. Estas dos velocidades ponen en estado de alerta a las diferentes verticales de industria. “La transformación no significa únicamente tecnología, sino procesos y personal con una funcionalidad alineada para alcanzar dicho cambio”, externó.

Bajo esta tendencia en los negocios, de acuerdo con BMC México, existen tres tendencias fundamentales que dominarán el panorama de la transformación digital en 2017, y que serán:

Transformación digital planeada. El primer factor es que las empresas deben considerar hacer una estrategia de transformación digital bien pensada, planeada con anticipación para determinar hacia donde deben orientar sus esfuerzos, e implementar su nuevo entorno con el apoyo de compañías consultoras especializadas, para obtener soluciones robustas, adaptadas para sobrevivir con éxito en esta Cuarta Revolución Industrial.

De acuerdo al Estudio de Transformación Digital en México de Territorio Creativo e ISDI México, actualmente existen dos tendencias fundamentales respecto a la transformación digital: México asiste a un contexto de consolidación de hábitos digitales que son ya muy poderosos entre la población conectada, pero a la vez tiene aún un enorme recorrido de crecimiento, a medida que la población no conectada se vaya incorporando al uso de Internet. Estas tendencias dibujan una oportunidad de negocio clara para las empresas que estén mejor posicionadas a la hora de responder al nuevo consumidor digital que inevitablemente siempre irá delante de ellas.

Sistemas orientados a Big Data. Un segundo factor es que las compañías deben considerar la adopción de sistemas orientados al manejo de Big Data, especialmente cuando se consideran las tendencias identificadas por expertos como IDC, que predice que debido a que el universo digital se está duplicando cada dos años, en 2020 se producirá alrededor de 1.7 MB de nueva información cada segundo por cada ser humano.

En el reporte 2016 BMC Mainframe Research Report –la encuesta más grande de la industria sobre mainframes, con más de 1,200 tendencias de ejecutivos y profesionales técnicos incluidas–, muestra que los negocios digitales tienen efectos medibles y casi 60% de las empresas observan incrementos en los volúmenes de información y transacciones, y un creciente número de bases de datos, de ahí que las empresas continúan seleccionando mainframes como plataforma principal, ya que es un servidor seguro y superior de datos y transacciones que particularmente,  está siendo el más adecuado para los negocios digitales con cargas de trabajo impredecibles y volátiles.

Seguridad. El tercero de los factores es la seguridad como premisa. Las empresas deben buscar tecnología que ofrezca seguridad proactiva a sus sistemas, incluso bajo ambientes descentralizados o basados en la nube.
De acuerdo a IDC, hacia finales de 2016, casi la mitad de las empresas de Latinoamérica estarán implementando una estrategia de Seguridad de próxima generación para resguardar su información, invirtiendo en consultoría, servicios y tecnologías de seguridad avanzadas. Y esto cobra aún más relevancia cuando el 30% de los negocios minoristas en Latam invertirán en este año 2016 en soluciones de TI para explotar los beneficios del comercio electrónico, aún bajo un contexto de desaceleración económica.
“Debido a la influencia de la tecnología digital en las empresas, las actividades y tareas han sido transformadas y ahora cuentan con mayor autonomía y nivel de reto pero, por otra parte, también ha impulsado una nueva dinámica de trabajo a distancia que está incrementando la productividad. Por esta razón, las organizaciones están buscando mejorar la manera que atienden a sus clientes o usuarios; con productos y servicios más innovadores y hechos a la medida”, señaló Ricardo Wolff, director General de BMC México.

Complementando estas tres tendencias, una encuesta citada en el Estudio de Transformación Digital en México  y realizada entre 100 compañías mexicanas para determinar en qué estado se encuentran de transformación digital, refleja que:

-       55% de los encuestados detecta un impacto positivo en la rentabilidad tras abordar alguna iniciativa de Transformación Digital

-       La agenda de transformación digital se encuentra entre las prioridades de los directivos mexicanos, 79% de empresas encuestadas ha realizado, está realizando o prevé realizar un proyecto de transformación digital en un plazo de un año.

-       No obstante, en la mayoría de los casos, el reconocimiento del potencial de esta estrategia para beneficiar al conjunto de la organización es bastante limitado: La percepción de beneficio está más asociada a la incorporación de herramientas digitales para promover la venta y digitalizar el customer journey.

-       En consecuencia, son los departamentos de Marketing y Ventas los que lideran el proceso y los que manejan la inversión, aunque siguen siendo predominantemente analógicos (sólo un 21% del presupuesto de mercadeo se ha destinado este año a digital, pero se prevén inversiones superiores para 2017).

-       En cuanto al talento necesario para abordar el proceso de transformación digital, es significativo que 52% de los encuestados ya han desarrollado una definición de perfiles necesarios y los están formando internamente (34%) o los están contratando (23%).

En este reto de ayudar a las empresas mexicanas en su camino de transformación a Digital, es muy importante el trabajo con los socios de negocio de BMC “No les llamamos canales, sino partners por su relevancia que tienen en esta transformación. Los Distribuidores se vuelven fundamentales para la entrega de servicios ‘llave en mano’ que pide el gobierno o cualquier sector de industria.

“El principal reto para los Distribuidores es invertir en personal capacitado y en la habilitación de las plataformas tecnológicas, como la consultoría óptima que significa hablar a una vertical de industria en su lenguaje y de acuerdo a sus propias necesidades”, dijo Marco Alfaro, Director de Socios (Distribuidores) para el Norte de Latinoamérica de BMC.